¿Cómo fue la candidatura en la ASSA?

Ante los comentarios de los últimos días, el secretario General del Sindicato de Sobrecargos, Ricardo del Valle, explicó que sólo recibió autorización de la base de la organización para postularse para un tercer periodo, pero eso no significa que vaya a ser elegido automáticamente.

“No le solicité a la base que yo me pueda reelegir de manera inmediata, ipso facto, desde luego que no”, explicó Del Valle Solares en entrevista.

“Está muy claro en la orden del día que es exclusivamente que me den la facilidad o la oportunidad de que yo me pueda registrar para el siguiente periodo y concursaré, desde luego, con los que decidan apuntarse para la Secretaría General, entraré a una campaña y después, una votación”, agregó.

Hoy se abre la convocatoria para que quienes estén interesados en convertirse en candidatos para ocupar la Secretaría General de la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación (ASSA) para el periodo 2017-2020, y el actual dirigente confirmó que se presentará.

“De acuerdo con lo dispuesto en la asamblea general, en donde la mayoría acordó que pudiera yo tener esta posibilidad, lo vamos a hacer”, dijo en entrevista.

En la asamblea general extraordinaria,  622 integrantes votaron a favor de permitir que el actual dirigente se postulara por tercera ocasión, mientras que 170 votaron en contra.

El líder sindical explicó que la modificación a los estatutos que permite ser secretario general por un tercer término consecutivo se completó desde 2011, cuando era secretaria general Lizette Clavel. Anteriormente, sólo se les permitía que fueran dos periodos consecutivos.

Un grupo se opuso a esta postulación y argumentó que hubo fallas al procedimiento para solicitar permiso para inscribirse.

Jubilados de Mexicana de Aviación

Después que la mayoría de los activos aprobó la posibilidad de que el actual secretario General pudiera aplicar, nuevamente, como candidato para llevar el sindicato, los sobrecargos jubilados de Mexicana llegaron para interrumpir el acto.

Además del líder de los jubilados, los extrabajadores fueron acompañados por Crescencio Morales, dirigente del Barzón, y la efervescencia fue tal que hasta la policía tuvo que intervenir.

Los jubilados acusan a Del Valle de no actuar por sus derechos en Mexicana, pero ocho mil empleados están en esa situación desde hace seis años y no sólo los sobrecargos.

Con información de El Norte y Dinero en Imagen